Como todos los primeros viernes de mes, este 2 de febrero el cardenal Carlos Osoro ha compartido un rato de oración con los jóvenes en la vigila mensual en la Catedral de la Almudena.

Este mes la oración se hizo al estilo de Taizé, dado que Madrid es la ciudad elegida para acoger el encuentro de jóvenes de Taizé en diciembre de este año.

 

“Abrazad la cruz. La cruz no es la negación de la existencia, es la donación de la vida para construir la paz y la comunión entre los hombres. Así lo hizo el Señor. Triunfamos si nos damos. Queremos triunfar con Cristo.

Adoramos a Aquel que nos invita a la alegría que nace del Evangelio, a la comunión que se construye desde el amor, a la reconciliación que se construye también con el amor mismo de Dios.” (Cardenal Osoro)

“Es bueno que subamos y miremos desde la cruz y miremos a todos los hombres. No seamos egoístas, no nos miremos a nosotros.”

 

También un grupo de nuestros jóvenes de la parroquia se unió en la vigilia de oración a la que acuden muchos jóvenes de todo Madrid.